Páginas vistas en total

lunes, 24 de agosto de 2015

What We Do in the Shadows (Lo que hacemos en las sombras)

En cuanto surgió la idea de "Lo que hacemos en las sombras" fue un proyecto que me interesó mucho, me llamaba poderosamente la atención como el director iba a mezclar el terror, la comedia y sobretodo el formato documental al más puro estilo "The Office"...Lo cierto es que la fama de la película se extendió como la pólvora, que si era una obra maestra, que no pararás de reírte, que madre mía que este señor de Nueva Zelanda ha reinventado la rueda en un momento...Pero nada de eso amigos, yo no me reí ni una maldita vez (Lo único que me hizo esbozar una ligera sonrisa, fue todo el tema del vampiro que vendría a ser Drácula luchando contra "La Bestia")
¡Ojo! No quiero decir que la película sea mala o poco divertida, es más, me lo pasé bastante bien con ella...Pero "Lo que hacemos en las sombras" no es la obra maestra que nos han querido vender todo este rato, es una película que está bien y punto pelota.
Parte de la premisa inicial de un grupo de cámaras que van a rodar como es el día a día de cuatro vampiros en Nueva Zelanda, partimos de la base de "Lo que hacemos en las sombras" no tiene ningún sentido ¿Para que querrían los vampiros ser filmados? Es que no tiene sentido.
De los cuatro vampiros, hay dos que vendrían a ser la versión vampira de Anne Rice, otro que vendría a ser Drácula y el último que vendría a ser un Nosferatu...Sinceramente siendo una película cómica, he echado mucho de menos el personaje "Crepuscular", un Edward Cullen neozelandés hubiese lucido a las mil maravillas en "Lo que hacemos en las sombras", o al menos así lo creo yo.
La historia es que estos vampiros, pues van conviviendo como meramente pueden y tal, y tiene a una especie de lacayo que les lleva gente para que se las coman, allí comenten un error y convierten a un nuevo vampiro, que se convierte en parte del grupo directamente.
Los problemas en "Lo que hacemos en las sombras" empiezan cuando este vampiro va pregonando a los cuatro vientos que es un vampiro y eso hace que otras especies como los Hombres Lobo o enemigos acérrimos como los cazadores de vampiros hagan su aparición.
A todo esto, acaban haciéndose amigos de un humano, cosa bastante prohibida que traerá muchos problemas.
El problema es que los personajes principales son bastante idiotas, no llegas a empatizar con ninguno de ellos, es más a mi todos me caían bastante mal, si a esto añadimos que el formato documental es un poco pesado bajo mi punto de vista, tenemos a "Lo que hacemos en las sombras", una película corta (Su duración es inferior a la hora y media) que se acaba haciendo larga por estar mal contada.
Posiblemente me he llevado esta decepción de "Lo que hacemos en las sombras" porque esperaba mucho de ella por culpa de las miles de alabanzas que para mi son injustificadas y que se granjeó nada más ser expuesta en diversos festivales y demás.
"Lo que hacemos en las sombras" es el enésimo ejemplo de que el hype es muy, pero que muy malo...Aún con todo me resulta una película valiente, divertida y en líneas generales muy superior a lo que solemos ver por ahí.
Valoración:******(6/10)

No hay comentarios:

Publicar un comentario